martes, noviembre 16, 2004

SOBRE LA WICCA Y PARA LOS QUE NOS CRITICAN O ATACAN

La wicca: un tema super-polémico

Wicca, un movimiento religioso, pagano y pacífico, al que continuamente se le ha atacado, en especial por sacerdotes, y también por sectas, en especial las sectas directamente relaccionadas con Cristianismo o satanismo. Los sacerdotes cristianos, (en general, no todos, algunos son partidarios del movimiento) han acusado a los wiccas de secta satánica, sólo porque la parte masculina de la divinidad tiene cuernos (que ni siquiera son de carnero; son de ciervo) Además, la carga negativa, al igual que la positiva, va en la múltiples caras de los dioses paganos. O sea, en los propios Dios y Diosa. Son ellos, los que al igual que nos bendicen, nos protejen, nos cuidan, también nos castigan. De hecho, la ley wicca es hacer lo que se quiera y no dañar a nadie (MAGIA BLANCA). Su existencia es anterior a la publicación de "Witchcraft today", de Gerald Gardner, que se remonta a los años '30, cuando fue abolida la ley anti-brujería. No pretendemos dañar con la religión en absoluto, no somos caníbales, no profanamos tumbas ni hacemos orgías. Algunas sectas cristianas, incluso aceptadas por el Vaticano, son potencialmente peligrosas. Me voy a referir a los legionarios de Cristo, puesto que han colado sus mensajes en páginas paganas, en los que nos mandaban "a la hoguera", y escribían, como si la religión fuese un partido de fútbol, "Cristo vencerá". Además, debo añadir, que la brujería en general (blanca, negra, todas en general) fueron perseguidas durante la Inquisición, en la que muchas mujeres inocentes fueron asesinadas. Y eso no lo olvidamos. Concluyo comentando que la wicca, en EEUU, por ejemplo, es absolutamente legal y considerada religión.
 
Contrato Coloriuris