sábado, noviembre 18, 2006

Llueve.





Hola a todos:

Aquí estoy después de un paseo bajo la lluvia. Aviso a mi padre de que voy a dar un paseo y salgo de casa. Cuando ya estaba en mitad del Calvario, empieza a llover con fuerza. Y no solo eso, empieza a tronar. Reconozco que me sentí genial, con la lluvia que me caía por encima, me sentí como una prehistórica. (Aparte de los viejos tocahuevos que siempre tienen que hacer comentarios estúpidos) Recomiendo a todos los que estén fuertes de salud hacer algo así.

Al llegar a casa, me quité la ropa, me sequé un poco el pelo y me puse el pijama. Tenía los zapatos y el pantalón empapados.
 
Contrato Coloriuris